El gremio ATE rechaza el ajuste en el Estado que quiere Macri

Desde el sindicato de estatales repudiaron lo que consideran “presiones nacionales” y para Aguiar esta es otra actitud perversa hacia de Macri las provincias.

Por Redacción

La filial rionegrina de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) aseguró que los retiros voluntarios del gobierno nacional constituyen otra “propuesta ajustadora de Macri” y que “han sido uno de los mayores males de los ‘90”, agregó que “la idea del gobierno provincial de adherir a esta propuesta es equivocada y la afectada terminará siendo toda la sociedad rionegrina en su conjunto”.

El gobierno nacional impulsa los retiros voluntarios en la administración pública y para promoverlos ofrece financiación económica a los gobernadores patagónicos para que se instrumenten distintos planes de achique en las administraciones provinciales.

El titular del gremio Rodolfo Aguiar dijo que “en nuestro Estado no sobran los trabajadores, es un apriete más del gobierno de Macri, bajo esta idea de condicionar el desembolso de dinero fresco o los permisos para otro tipo de deuda al cumplimiento de supuestas metas fiscales lo que es indiscutiblemente perverso. En nuestra provincia no existen trabajadores interesados por más tentadora que pueda ser la propuesta de retiro”.

Para el gremio las consecuencias “serán absolutamente negativas no solo para los trabajadores y sus familias, sino para toda la sociedad, ya que se verán afectados los servicios públicos en su cantidad y calidad” expresaron.

Desde la entidad sindical señalaron que en el caso de Río Negro, las dependencias públicas no tiene exceso de personal, sino que al contrario “hay numerosas áreas estatales cuyo funcionamiento se encuentra en riesgo a partir de la falta de personal y por el otro, que no existen empleados interesados en ser incorporados en ningún régimen de cesación anticipada en la prestación de sus servicios laborales”.