Para Rousiot se usó pirotecnia libremente y para Molinari es un tema cultural

Luego de la polémica que se generó por el uso de pirotecnias estruendosa en la Comarca, en navidad, la presidenta del bloque de concejales del FPV de Viedma, Evelyn Rousiot criticó al ejecutivo por el resultado obtenido en noche buena y navidad. En defensa de lo realizado, su par Genoveva Milinari, dijo que, “últimamente la oposición se esta quedando en críticas”. Ambas hablaron con este medio.

Por Redacción

La polémica desatada tras los festejos de noche buena y navidad en la Comarca, cosecho distintas opiniones. Por un lado el subsecretario de seguridad e higiene de la comuna Elio Bonaiuto dijo que la pirotecnia utilizada en distintos sectores de la ciudad era un “remanente del año pasado”, y sobre esto la concejal de la oposición y presidenta del bloque de concejales del FpV Evelyn Rousiot dijo que, “si se hicieron controles, no se notaron” y que “el problema fue la reventa clandestina”. También remarco que, “no es de ahora sino que desde hace meses viene ocurriendo ya que en varios eventos deportivos se la utiliza libremente y sin control”. 

Según explicó la concejal a este medio, desde el Concejo Deliberante se envió un pedido al Ejecutivo para reforzar los controles de los inspectores en los locales habilitados, y revertir así lo que sucedió el fin de semana pasado en los festejos de navidad. Dijo sobre esto que, “tenemos que demostrar este fin de año que realmente somos capaces de hacer cumplir las ordenanzas sancionadas”, remarcó.

Por otra parte, la concejal del UCR Genoveva Molinari en respuesta a las críticas expreso, “últimamente la oposición se está quedando en la crítica. Es muy fácil hablar y no hacer nada”.

Agregó que le consta de los controles que se realizaron en los barrios Santa Clara, San Martín y otros, sin embargo para Molinari, la problemática debería resolverse con mayor responsabilidad por parte del vecino y a su vez dijo que “si no hay concientización, no habrá controles que sirvan”.

En esa linea pidió a la ciudadanía que, “pensemos en los demás, lo que a muchos les parece divertido, a otros les hace daño”, haciendo referencia a los grupos de padres con hijos autistas y la asociación protectora de animales que estuvieron presentes en la sesión comarcal que definió la medida.